Historia(s) de península y cuerno (*)

El siempre presente FRITZIO nos trae, desde Del año....
.
Todo empezó como muchas cosas, como un intercambio postal, como un correo, correo del tiempo (hubieran puesto, acertadamente, los integrantes del grupo Tribu; aunque de eso hablaremos en otra ocasión). La cosa era contarnos, tanto en México como en España, invitaba el amigo Champy, lo que se (nos) ocurriera alrededor de un vértigo multicolor, el de los años forzosos transcurridos desde que empezaron, primero, la lucha por la nación independiente, fuera del dominio del imperio (el mismo de la Armada Invencible); o, después de cien años (cantaría como fondo, Pedro Infante), con la leva de anclas del reventón (eso fue, si lo miramos fríamente) en/del descalaverado país en armas, buscándose, todavía, como dominio propio, como dominio público.
Siempre como gesta: a veces, como canción, a veces como monumento, mil veces como vuelta (y vuelta) en un carrusel de feria, en gritona Lotería: El Valiente, El Héroe, La Calaca, El Demócrata, La Soldadera, Las Instituciones, El Corrido (tan hermanado, lo hemos aprendido, lo hemos cantado cuántas veces, con El Romance)…
O bien, nada más, sigo en lo mismo: la invitación del Champy, a sus amigos del ciberespacio público (2046 veces privado y múltiple, multifacético) a militar en la conciencia espesa de un blog en una fiesta compartida, en la que Fritzio diera (entre muchos otros, ahora que lo vengo leyendo, bien nacidos invitados) su mejor opinión, su mejor grano de arena y con sus mejores galas, unas palabras.
Ojos de papel volando: dicen que dice la canción aquella que nos acompaña, caja musical en la memoria, en la que caben (por cierto, sinfonola áulica y por siempre auditiva): La Paloma, La Barca de Oro, La negra (el son), La Adelita, La Flor de Azalea, La Leva, El Siquisiri, El Reloj; para decirnos muchas cosas.
Acude, entonces, esta vez, al llamado, de la selva y de sus sentimientos, su corresponsal (también, hoy, corresponsable) del tiempo memorioso, y servidor abierto, en canal y en corazón, desde la capital, que fue, del reino denominado alguna vez Nueva España y que, todavía no ha muchas olas, fue reconocida como Ciudad de la Esperanza.
Todo cabe en un jarrito, pienso, cuando le rasco a una noción que, humildemente, traigo en mi conciencia, escasamente sociológica y enbarnizadamente gozosa: lo que he llamado barroco compuesto. Como reconocimiento del churrigueresco temporal, chubasco de ideas y ritmos, llegados siempre para bien y para bien (sic) de la alguna vez mentada Madre Patria, a la chinaca embarcación donde se orientan, y viajan, un millar que son un ciento de millones de almas rebosando, en armónico deleite, como me gusta evocar, igual que una sabrosa torta compuesta, que lo mismo incluye, para ser mordida, una untada de terso frijol refrito, una tajada de verde aguacate, su rodaja crispante y blanca de cebolla, rebanada, dura y jugosa de jitomate, su queso, su carne (o su embutido) preferida, con su dejo de crema y, por supuesto, su pedazo, o pedazos, de chile, de encurtido de ají. Todo oloroso, y dispuesto a ser disfrutado. A ser, como se debe, gozado.
No entiendo, entonces, o entiendo demasiado bien, esta respuesta, esta eclosión que doy ahora, apenas transcurrida la primera mitad del dos mil diez, apremiado por las celebraciones del segundo semestre, armado, como lucha tesonera, beligerante, pulso vehemente que incluye el casi otoño (mediados de septiembre) o del otoño innegable (casi finales de noviembre), que son las fechas cuando, como colectividad nos da por despertar, por martillar, cada cien años, el ámbito sonoro de la guerra, del bridón, del enemigo, de la fiesta descarnada de una bola (así se le llamaba, incluso coloquialmente, hace cien: mis abuelas dixeron), que nos instale en otra, necesaria, latitud: la de la independencia en libertad: o la de la igualdad de circunstancias y afanes y/o de oportunidades y presencias más que ciertas, tangibles.
Siempre, entonces, remojadas, bañadas, en el mar de las casualidades y las coincidencias que es este mirar, en su esplendor, atardecer desde la arena, comodísima, húmeda, del relajo reparador una tibia tarde frente al mar, casi siempre en el Pacífico, por allá donde llegaba la Nao, quesque de China; o en el Atlántico, el Golfo socarrón, de donde llegaron las armaduras que vomitaban fuego (Del mar los vieron llegar, cantaban doloridos, Gabino y Amparo, por recordar dos enormes faros de ese mucho que somos en la sonoridad pachanguera).



“Levantate, Delgadina, ponte tu falda de seda…”
“Con mi treinta, treinta, me voy a marchar, a engrosar las filas de la rebelión…”
Tan sencillo como tener un lenguaje y llevarlo a la práctica. Eso es, por ejemplo, lo que nos dejó la enseñanza (y el aprendizaje y el regalo y la posibilidad) del lenguaje , la lengua, la conocida en los años maravillosos como lengua nacional (cuando había una materia que se llamaba historia y civismo). La lengua madre, la lengua matriz, la lengua motriz. Nada más. Y todo. El español. El castellano. Llano, llano. Castizo.
O, más precisamente, unas estampas, coloridas o nada más marcadas por la terquedad del blanco con el negro. Llamar a vuelo, como las campanas de los oficios y las costumbres y los hechos: El Pozo, El Barril, El Alacrán, La Escalera…
-Que ya llegó, tu…
-El bicentenario…
-¿El bicentenario? ¿De qué?
-Estamos en agosto
-Y en el mismísimo, también, centenario de la…
-¿? ¿Es festejar el empiezo o la continuación, o nada más la conmemoración, como siempre?
-Ah caray. Yo pensaba en la Revolución
-En su inicio, precisamente
-O, en la Universidad, esa sí, retomando, en otro tiempo, su forma
(La UNAM, también, por cierto, cumple cien años)

(*)

Un cuerno de la abundancia, que nació a la vida atado a un corazón como un puño. Una isla atada a un cuerpo continental como una válvula palpitante, que dio como fruto un tambor, del que cada latido fue, entre otras cosas, un nuevo mundo. O un estremecedor recordatorio de lo relativo que puede ser el humor: como se puede ver en esta liga: http://www.escenasdepelicula.com/r_viridiana.html). Vaya. Sea.

Comentarios

Champy ha dicho que…
Moazico fascinante el tuyo Amigo...esplendoroso.

Así como México.

Iba a decir como Buñuel pero no, él no es esplendoroso, es Genial.

Que cuadro verdad?

Yo confieso, cuando ví Viridiana no sabía de ésta escena...y me fuí pa'tras.... y me dí en mi pelona.

2046
fritzio ha dicho que…
México, y su gente, y la gene que ha llegado, y ha echado raíces. Y lo que falta. Son esplendorosos, champiñón, a quien hay que agradecer, reverdecer, la hospitalidad. Nereidas. Gracias. Nadie esperaba esa escena, esa fotografía, ese cuadro. Por eso nos sigue conmoviendo. Gracias. Vamos a ver qué pasa.
tnf25 ha dicho que…
Really!!? Ósea de Buñuel uno puede esperar todo!! es genial, pero bueno el tema es Mexico, ¿no? , fascinante y multicultural, ya lo he dicho el mentado Bicentenario me hace tanta gracia como Lady GaGa o un discurso obradorista puro, inútiles pero bien intencionados, iracundos pero risibles…pero algo rescatables…?como pongo algo rescatables en letras bien pequeñitas?

Gusto volver a leerte Fritzio, un placer hacerlo en este espacio prestado.
fritzio ha dicho que…
Respuesta en espacio prestado, Toño. Tienes razón en lo de la gracia y otra gagacosita lo del Bicentenario y todo. Esta, de Champy es una isleta donde dejar constancia de lo que para algunos es este estar y ser mexicanos de doscientos años. Puro gusto. Nada más.
marichuy ha dicho que…
Mi Champy

Estuve trabajando hasta tarde (bueno, también tuiteando; esa cosa me está empezando a gustar y no quiero). Mañana regreso a leer con calma esta entrada que se mira muy rica (acaba de pasar Frtizio, a estas horas, a dejarme un comment en mi entrada de saudade chilanga de viernes). Sólo vine a decirte que arregles tus feeds: no aparece la actualización ni en el Reader ni en mi panel de blogs en seguimiento.

Besos desvelados
fritzio ha dicho que…
Nora de domingo, à la manera do saudade, siempre chilanga (y chinaca): escucho La Cucaracha, versión de Lila Downa y La Misteriosa, en París, Live à FIP, encontrada hoy, por azar. Le vendría bien como soundtrack, presente, o futuro. Saludos de páramo. A falta de otra cosa... O, para el caso, La Iguana.
El Deme ha dicho que…
Mientras me comía un chile poblano relleno con carne molida de res y cerdo combinadas con almendras, pasas, aceitunas, bañado todo con salsa de nuez y granos de granada, pensaba que no era posible experimentar tanta felicidad en la boca, esa boca que sólo pudo decir "¡qué maravilla!" ante el Sueño de una tarde de Domingo en la Alameda, globos de colores y paseando con la muerte como si tal cosa. La verdadera Independencia está en disfrutar libremente de una comida o un cuadro, aquí o allí. Todo lo demás, son cuentos.
fritzio ha dicho que…
El Deme:
Gracias.
Disfrutar libremente de una comida o un cuadro. Eso es el meollo de todos los asuntos. Estoy de acuerdo. Para qué digo que halagado y feliz, por la visita. Saludos
ixilik ha dicho que…
Es un chubasco de conceptos olores, y calores. Me he quedado parado (aunque ya conocido, pero no meditado). Nueva España, y de que te venga una Nueva España , por un mar que siempre trae cosas. Y de hasta que punto un pais es un país cuando lo puedes implantar donde tu quieras de nuevo.
Mucho para pensar en todo este post
fritzio ha dicho que…
Ixilik
Gracias por la visita y por la definición (chubasco de conceptos). Me abrumas. Un saludo y un abrazo.
Champy ha dicho que…
que Chiongones Gachupas verdad?

Ay wey!

A ver si no me madrea IXILIK!!!

Deme es genial:

"La verdadera Independencia está en disfrutar libremente de una comida o un cuadro, aquí o allí. Todo lo demás, son cuentos"

Si ya me tenías, ahora más pior.

2046
fritzio ha dicho que…
O, más pior: qué chingones cabrones gachupas. Lo de la independencia es, qué te puedo decir: soberbio.
Champy ha dicho que…
No va a faltar quien me fusile pero me vale:

Pa'que nos idependizabamos eda tu?

JUAR JUAR JUAR

A ver si no viene mi Sensei y me corre de la UNION!

2046
fritzio ha dicho que…
A usté nadie lo corre de ningún lado. Cosa de componer el barroco...
ixilik ha dicho que…
Dandole una vuelta más independencia sería ser tú el que cocinas la comida de que disfruten los demás, o pintar el cudro que les haga gozar. Porque que independencia sería la que dependa de lo que te cocinen o te pinten?
Osea , que de acuerdo con la frase, siempre que sea uno mismo el que decida que comer, o que cuadro ver
Aunque por otra parte.... que tiene de malo ser dependientes. Dejar que cocinen para tí, o que te pinten un cuadro....
Posiblemente sean instantes de libertad que puede ser tan gozosa, como puta, así como la sumisión pasiva , puede ser comoda
Buffffffff, me he liado, creo que me he ido muy lejos de Mexico ¿no?
Champy ha dicho que…
Mira chiquito.... quien sabe en que vaya a acabar esto tu, pero vieras que rico me salen nuestros deliciosos moles!

El rojo como me lo enseñó mi abuela, el verde como yo lo he ido inventando, y el naranaja como dice mi madre que es... y debo confesar, que ansioso espero a que mis comensales lo paladeen y me digan: Qu ricoooo!!! mmmmmm!!!

La gente me cuestiona y no me entiende, no entiende que a mi me vale revernda verga si me entienden o no, pero por eso ando solito aquí y allá, para ir hacer elegir mentar brincar husmear...lo que y donde me. Y ésta capacidad de elección no la cambio por nada ni por nadie...o al menos por nadie que ya se me "haiga" cruzado en mi camino... Sigo con fé, fé en que hay un día, un día que es la hostia, y ese día, se me cruzará Él.

Soy muy metcihon, siempre ando metiendo mi cuchara, es muy díficil dejar que cocinen completamente para mi, forzosamente voy a ir y picar aquí u allá...

Y si...es muy comoda.... pero que gueva no?!?!?!?!?

Mejor la lucha grecoromana, embarrados en aceite o en lodo o en aguacate!

2046
Champy ha dicho que…
Ay que rico!!

Ya se me antojó!

2046
Justo ha dicho que…
Leer a Fritzio es un homenaje a nuestra lengua común, por lo requetebién que escribe, da gusto así...
fritzio ha dicho que…
Justo
Agradecimieto enorme por tu breve, sustancios y emotiva muestra de tu calidad humana y tu generosidad. Se hace lo que se ´puede, con las palabras, y con las provocaciones de los amigos, y con las ganas que uno puede tener de recordar nuestro pasado y mirar lo que somos. Bendiciones
fritzio ha dicho que…
Mole con los moles, querd+simo Champý. Si hau alguien, por lo que leo, verdaderamente amoroso y practicante del barroco compuesto, como me late, como me sabe y me suena, eres, por supuesto tu. Será un honor comer alguna vez algo que tus manos pródugas ayuden a confeccionar, con aguacate, con queso de rancho, con frituras espesas o con molicies extremas, en el color y el sabor. A chuparse los dedos.
fritzio ha dicho que…
Ixilik:
Cocina, pastas, amasijos, revolturas, calor, sudor, mezclas, y, sobre todo, ingenio, siempre enhiesto y dispuesto a compartir y ser compartido
fritzio ha dicho que…
igual y le viene bien a esta confección, y puede acompañar-nos:
http://www.jornada.unam.mx/2010/08/25/index.php?section=cartones&id=1
pe-jota ha dicho que…
México, todo un mosaico !!!
fritzio ha dicho que…
Pe-Jota_
España, un corazón enorme
Gracias por la visita
El Deme ha dicho que…
En el debate de la libertad de la cocina y el cuadro (que veo que ha dado mucho de sí), quería dar a entender que aparte independencias y tal, uno sólo es libre cuando tiene dinero y un discreto nivel de vida que le permita darse el gustazo de pagar por una comida o, por supuesto, irte al mercado y comprar los ingredientes para hacerte esa comida. Por desgracia, hay muchos países en el mundo (y barrios en México y en España) dónde uno NO puede elegir y más que vivir, sobrevive. Un pueblo es soberano cuando, además de tener una bandera, tiene el arte y la gracia de saber disfrutar de la vida.
Adoro los debates respetuosos.
fritzio ha dicho que…
El Deme:
El arte y la gracia de saber disfrutar de la vida. Enorme. Y hermoso. El gustazo de darse una buena comida, supongo que también en España, aquí puede conseguirse yendo a un lugar de comidas en un mercado. Nunvs rd muy vsto, y purfr fidgtuystdr. Ahora bien, entiendo tu punto. Y si, tienes razón, comer bien, y rico, a lo mejor con un vino excelente, puede salir no tan barato. Pero si uno lo hace de vez en uuando, y en compañía de amigos, pues igual y hasta hace abstración del costo. Cuestión del cristal o la vara... Saludos

Entradas populares